En qué consiste el tratamiento periodontal. - Clínica Dental Sevilla Dental
SERVICIO DE URGENCIAS 24h        (+34) 954 211 226 informacion@sevilladental.net

Seguro que alguna vez en tu vida has oído hablar de la conocida enfermedad de las encías (periodontitis) o incluso algún familiar tuyo la ha sufrido. Pero vamos al grano: ¿en qué consiste esta enfermedad? Ocurre cuando se presenta inflamación o infección en las encías (gingivitis) y no es tratada, esta infección se extiende hasta el hueso y el ligamento del diente, pudiendo producir la caída de este.

¿Cuáles son sus síntomas?

Existen multitud de señales y síntomas que te ayudarán a identificarla a tiempo para acudir a Sevilla Dental y tratarla:

  • Encías inflamadas.
  • Encías muy rojas o con un tono púrpura.
  • Encías que sangran muy fácilmente.
  • Creación de nuevos espacios entre los dientes.
  • Pus.
  • Mal aliento.
  • Dolor al masticar y movimiento de los dientes.

¿Cuáles son las etapas de la periodontitis?

  1. Gingivitis: El inicio de la enfermedad periodontal siempre comienza con la inflamación del tejido blando de la encía, causado por la presencia de placa
    bacteriana.
  2. Periodontitis inicial: En esta etapa aparecen bolsas periodontales y aumenta el surco de la encía.
  3. Periodontitis moderada: La encía se retrae y las bacterias llegan a destruir un tercio del hueso que soporta la pieza dental.
  4. Periodontitis avanzada: En esta fase el diente puede adquirir movilidad y la caída espontánea del mismo.

Causas de esta enfermedad.

  • No acudir a las revisiones periódicas al dentista. 
  • No llevar a cabo una adecuada higiene dental. 
  • Genética.
  • Producción de mucho sarro (hay personas que producen más que otras).
  • El consumo de tabaco, el cual además de desnutrir las encías aumenta la formación de sarro.
  • Enfermedades como diabetes u osteoporosis.

¿Cuál es su tratamiento? ¿En qué consiste?

Su tratamiento es denominado periodoncia, esta es la rama de la odontología que se encarga de tratar los tejidos y estructuras que rodean al diente. Consiste en la limpieza de la placa bacteriana acumulada en las piezas dentales mediante una limpieza profunda (curetaje). Si esta no es suficiente, se procederá a una cirugía donde se realizará un limpiado mucho más profundo de las encías, determinando el estado del hueso y la base del diente. En el caso de que esté dañado, se evaluará la posibilidad de realizar un injerto de hueso. 

Call Now Button