Urgencias de ortodoncia: ¿qué hacer en cada caso?
SERVICIO DE URGENCIAS 24h        (+34) 954 211 226 informacion@sevilladental.net

Cuando comienzas un tratamiento de ortodoncia, es habitual que surjan molestias o dolores hasta que tu boca se acostumbra a ellos (como cuando te compras unos zapatos nuevos y rozan un poco al principio).

Al fin y al cabo, no dejan de ser un ‘objeto extraño’ dentro de tu boca y necesitarás un tiempo hasta que te acostumbres a ellos.

También puede que ocurran imprevistos, como que se te caiga un bracket, se te despegue, tengas un alambre que pincha o moleste… etc. 

Ante estas situaciones es posible que te surjan dudas sobre si es una urgencia de ortodoncia o si debes esperar hasta la próxima consulta con tu dentista. 

Y para eso estamos aquí. 

Para despejarte dudas y ayudarte a encontrar una solución a tu problema de ortodoncia, lleves brackets o InvisalignⓇ. 

Eso sí, si has llegado aquí por un problema por una urgencia y necesitas atención inmediata, pide cita ahora en nuestra clínica. 

Somos dentistas de urgencias en Sevilla y prestamos servicio todos los días (incluidos los fines de semana y festivos). 

Urgencias de ortodoncia más frecuentes y lo que debes hacer para cada una

Como te decíamos, cuando llevas aparatos, puedes verte en situaciones en las que no sabes cómo actuar: estás comiendo y se te despega un bracket o se te cae, te duelen los dientes o las encías, te salen llagas… etc. 

Algunas de estas situaciones requieren ser atendidas cuanto antes y es importante que sepas cómo actuar en cada caso. 

Nuestros especialistas en ortodoncia en Sevilla han preparado este post para contarte cuáles son las urgencias de ortodoncia más frecuentes y lo que debes hacer en cada una de ellas. 

bracket se ha despegado que hacer

Qué hacer si se te despega un bracket

Cuando llevas aparatos fijos, es posible que en algún momento se te despegue un bracket y esto te genere cierta preocupación, especialmente si es la primera vez que te pasa. 

Por eso, desde SevillaDental, te hacemos un llamamiento a la calma y te contamos qué hacer si se te despega un bracket.

Si el bracket se ha despegado, pero no se ha salido del arco, lo ideal es que lo dejes donde está y pidas cita a tu ortodoncista para ponerle solución cuanto antes.

En caso de que el bracket despegado sí se haya salido del arco, retíralo y guárdalo de forma segura hasta tu próxima consulta. 

Que se despegue un bracket  es muy común durante el tratamiento, por lo que no está catalogado como una urgencia grave, pero si aún falta más de una semana para tu próxima cita, sí te recomendamos que avises a tu ortodoncista para que te reciba a la mayor brevedad y así evitar que afecte al tratamiento. 

Es importante que sepas que NO debes pegarte el bracket en casa bajo ningún concepto.

Los pegamentos domésticos no están preparados para la boca y sus componentes pueden ocasionarte problemas graves.

Mientras tanto, ten cuidado al comer y al lavarte los dientes, y aplica cera dental si te molesta el alambre o el propio bracket. 

Si no solo se te ha despegado, sino que se te ha caído el bracket, te interesa el siguiente apartado. 

Qué hacer cuando se te cae un bracket

En el apartado anterior te hemos contado cómo actuar cuando se te despega, ahora vamos a contarte qué hacer cuando se te cae un bracket. 

Lo primero, decirte que es completamente normal.

“Se me ha caído el último bracket” o “he notado que se me ha caído un bracket” suelen ser de las principales consultas que un ortodoncista de urgencias puede atender. 

Por lo que si llevas este tipo de ortodoncia, es probable que alguna vez te encuentres en una situación similar durante el tratamiento y te preguntes qué hacer. 

Empecemos explicando por qué se cae un bracket. 

Puede ocurrir por infinidad de motivos: morder de forma brusca una manzana (por ejemplo), comer algo extremadamente duro, como el hielo o el turrón de Navidad, darte un golpe en los dientes y hasta morderte las uñas.

Sea cual sea la razón por la que se te ha caído el bracket, el primer paso es localizar y guardar el bracket desprendido para que tu ortodoncista pueda colocarlo de nuevo. 

Y, a ser posible, cuanto antes. 

Cada bracket cumple una función específica y es importante que no los pierdas para que el tratamiento sea eficaz.

Si el hecho de que se te haya caído el bracket te provoca dolores, llagas o molestias, puedes aplicar cera dental para aliviarte. Tanta como quieras y especialmente por las noches. 

Eso sí, pide cita lo antes posible en tu dentista de confianza para que solucione el problema y lo coloque en su sitio.   

Otra situación que te puede ocurrir cuando llevas este tipo de ortodoncia es que el alambre de tus brackets te lastime o pinche. 

Si ese es tu caso, el siguiente apartado te interesa. 

bracket roto que hacer

Qué hacer si el alambre de los brackets te lastima o pincha

Como en los casos anteriores, que el alambre de los brackets te lastime o pinche en alguna zona de la boca es un problema que se presenta con mucha frecuencia en los pacientes que se están en tratamiento ortodóntico con brackets estéticos o brackets autoligables metálicos

Entendemos lo incómodo que puede resultar para ti, por eso queremos que sepas que es muy común y que no es para nada grave. 

Normalmente, tu ortodoncista verificará que el alambre está bien cortado en el extremo para que no te genere molestias después de cada consulta. 

Sin embargo, los  popularmente conocidos como ‘aparatos fijos’, no son fijos del todo. Son dinámicos y mueven tus dientes (algo fantástico, porque significa que están haciendo su trabajo). 

Por este motivo, es posible que se mueva de posición, sobre un poco de alambre en el extremo o esté mal doblado en la punta y sientas que el alambre de los brackets te lastima o pincha la boca. 

“¿Qué hacer cuando el alambre de los brackets molesta?”

Te recomendamos que pongas cera dental en el alambre que pincha y llames a tu dentista para pedir una cita. 

El especialista es el que debe manipularlo, pero si notas que se ha movido, puedes intentar moverlo para ponerlo en la posición original y que moleste lo menos posible.

Eso sí, no debes cortarlo, incluso cuando creas que te sobra al final del último bracket. 

Como en la mayoría de los casos, lo mejor es que llames a tu ortodoncista o dentista de confianza para que te dé cita cuanto antes y pueda colocarlo correctamente. 

Otra molestia frecuente son las llagas por brackets. Te contamos qué hacer en esos casos.

dolor por brackets

Qué hacer si han salido llagas en la boca por brackets

Aunque no le pase a todos los pacientes, tener llagas en la boca por el uso de brackets es algo casi intrínseco al tratamiento, sobre todo al principio, cuando tu boca aún no está acostumbrada a ellos. 

Esto ocurre por el roce de los brackets con los labios y mejillas, ya sea comiendo, hablando o incluso durmiendo. 

Es cierto que, con el tiempo (pocos días, prometido), la boca se acostumbra y no vuelven a aparecer llagas.

Pero como cada caso es individual, en este apartado vamos a hablarte sobre cómo curar las llagas de los brackets y cómo evitar su aparición para que el tratamiento de ortodoncia sea lo más llevadero posible. 

Créenos, el esfuerzo merece la pena. 

Si ya te han salido las llagas por los brackets, coge una bolita de cera y aplástala sobre el bracket que te causa dolor. Luego pon otra pequeña cantidad sobre la propia herida. En seguida notarás un alivio instantáneo y verás cómo mejora día a día. 

Como habrás visto a lo largo de este post, la cera dental será tu gran aliada durante el tratamiento, ya que tiene propiedades calmantes y cicatrizantes. 

Otro remedio complementario (y casero) para aliviar las llagas de la boca por los brackets son los enjuagues con agua tibia y sal. 

Eso sí, si tras dos o tres días sigues con molestias o dolores, llama a tu dentista y pide una cita para que pueda valorar tu caso de forma personalizada.

Aunque sea un problema frecuente, no está demás que te evalúe un especialista para descartar otro tipo de problemas. 

¿Qué hacer si sientes dolor por los brackets?

Sentir dolor por los brackets puede ser habitual o no. Depende de tu sensibilidad, de la forma de tus dientes, de su posición y estructura dental.

Al fin y al cabo, la percepción de estas molestias depende mucho de cada persona. 

Con esto no queremos decir que si sientes dolor o te molestan los brackets sea porque tengas un problema o seas especialmente sensible, sino que depende de cómo esté estructurada tu boca y tus dientes. 

Entre las explicaciones más frecuentes para el dolor de los brackets están las manipulaciones y cambios en la ortodoncia durante el tratamiento. 

Faustino Vieco, nuestro especialista certificado en Ortodoncia en nuestra clínica SevillaDental, afirma que “Es normal que tras los cambios que se realizan en los arcos, el paciente sienta dolor o presión durante un par de días”. 

Para evitar estas molestias, añade que “Si el paciente tiene molestias, es aconsejable realizar una dieta a base de alimentos blandos durante esos días para que no molesten al masticar”. 

Si tienes dudas sobre si acudir a urgencias o no, debes saber que tener dolor de dientes por los brackets no está considerada una urgencia dental como tal, ya que hay múltiples factores que lo provocan. 

Sin embargo, si sientes que el dolor es insoportable o que afecta notablemente a tu día a día, te recomendamos que pidas cita a tu dentista de confianza para que valore la posibilidad de tomar algún medicamento antiinflamatorio o analgésico que te alivie. 

¿Y si se te mueven los dientes por los brackets? Te invitamos a seguir leyendo para encontrar una solución a tu problema. 

¿Qué hacer si tienes brackets y se te mueven los dientes? 

“Tengo brackets y se me mueven los dientes. ¿Qué hago?”

Esta consulta es muy habitual cuando recibimos a un paciente que usa este tipo de ortodoncia. 

Por eso, para despejar tus dudas, desde SevillaDental afirmamos que sí, que es completamente normal que se muevan los dientes cuando llevas brackets. 

Hasta cierto punto, como en todo. 

La finalidad de ponerte una ortodoncia es la de mover tus dientes para alcanzar una posición correcta que mejore tu estética dental y subsane problemas de mordida. 

Por este motivo, tener cierta movilidad dental durante el tratamiento es normal, ya que el diente está menos sujeto al hueso para poder desplazarse a su lugar correcto. 

No obstante, si notaras que un diente se mueve demasiado y está especialmente flojo, te recomendamos que llames a tu dentista de confianza para que valore el caso y evalúe si existe un problema de verdad o entra dentro de la normalidad de la ortodoncia. 

Nadie mejor que un especialista para determinarlo. 

Otra situación que puede ocurrir es que te duelan las encías o estén inflamadas por el uso de los brackets. En el siguiente apartado te contamos qué hacer en esos casos. 

¿Qué hacer cuando tienes dolor en las encías por los brackets o encías inflamadas?

Como has leído a lo largo del artículo, llevar brackets puede ser incómodo por los ‘efectos secundarios’ que pueden provocar en algunos pacientes. Sin embargo, es el tratamiento más efectivo para alinear los dientes y corregir determinados problemas de mordida. 

Entre estos ‘efectos secundarios’ que atendemos en consulta, son frecuentes el dolor de encías y la inflamación por el uso de brackets. 

Antes de contarte algunos remedios para esto, queremos hablarte de por qué ocurre. 

Los propios brackets, los alambres y las ligaduras de la ortodoncia dificultan la higiene bucal diaria, generando un aumento de placa bacteriana de nuestra boca. 

Este aumento de la placa puede provocar infecciones en las encías como la gingivitis o la periodontitis, especialmente si no se tratan a tiempo. 

Para evitar la inflamación de las encías por los brackets, nuestra recomendación es extremar la precaución y ser muy constantes con la higiene oral, recurriendo, además de al cepillo de dientes, a cepillos interdentales y enjuagues que ayuden a realizar una limpieza más profunda. 

Sigue las indicaciones y pautas que te recomiende tu dentista y todo irá bien. 

“Pero… es algo más. Llevo brackets y me ha salido una bolita en la encía” 

Si notas una bolita sobre el diente, lo más probable es que tengas una infección dental y haya pus en la encía. 

No tengas miedo, pero en este caso lo mejor es que acudas a un dentista de urgencia para tratarlo cuanto antes. Probablemente, con un tratamiento antibiótico sea suficiente, pero será el especialista quien lo determine. 

Hasta ahora, te hemos explicado los casos más habituales de molestias por el uso de brackets, pero aún no hemos hablado de otro tipo de ortodoncias (muy utilizadas en la actualidad) con Invisalign u ortodoncia invisible. 

Si llevas Invisalign, puede que te hayas encontrado con alguna situación como la que te contamos más abajo. 

atache invisalign caido

¿Qué hacer si se cae un atache de Invisalign?

Los ‘ataches’ de la ortodoncia invisible o Invisalign, en su nombre comercial, son una técnica auxiliar de este tipo de ortodoncia que se utiliza para mejorar la eficacia del tratamiento.

Son unos pequeños ‘agarres’ de composite que se adhieren dientes concretos para que los alineadores queden más sujetos, pero no todos los pacientes los necesitan ni se colocan en los mismos dientes. Depende de cada caso. 

Si se te cae un atache de InvisalignⓇ, es probable que te preocupe y te preguntes qué hacer y cómo debes actuar.

Lo primero, como en todo, calma. Se puede solucionar. 

Ponte en contacto con tu dentista para que te dé cita lo antes posible para volver a ponerlo, independientemente de si tenías cita próximamente. 

Sigue usando tu alineador hasta la cita y no dejes de usarlo, ya que la eficacia de este tratamiento de ortodoncia requiere que lo lleves puesto el mayor tiempo posible. 

El especialista valorará tu caso y decidirá si debes acudir con urgencia o si puedes esperar hasta la siguiente revisión. 

Además de la caída de un atache, otra situación que puede presentarse si estás en tratamiento con Invisalign es que se te rompa el alineador o lo rompas accidentalmente. 

Tranquilidad. Esto también sucede con frecuencia y vamos a contarte qué hacer en estos casos. 

¿Qué hacer si se te ha roto o perdido el Invisalign?

Se te ha roto o perdido el alineador de Invisalign

“Y, ahora, ¿qué?” Te preguntarás. 

Empezaremos recordándote lo importante que es cuidar los alineadores. 

Sí, entendemos que ahora sientes preocupación y que te interesa más saber qué hacer si se te ha roto o perdido “el Invisialign”. 

Pero… Además de soluciones, también nos gusta dar consejos. 

Si los guardas bien en su caja, los limpias con suavidad y te los pones y quitas con cuidado, no tienen por qué romperse, aunque comprendemos que los accidentes ocurren y, por ello, hay una solución para ti. 

“Consejo aceptado. Ahora, cuéntame qué hacer si se me rompe”

Como en las situaciones anteriores, llamar a tu dentista es la mejor recomendación que podemos hacerte. 

La siguiente, que te lo pongas aunque esté roto (siempre que sea posible). 

Según el estado del tratamiento y la evolución de tu caso, tu dentista valorará si reemplazarlo por un alineador igual o si lo recomendable es pasar al siguiente, pero es primordial que, mientras puedas,  lo lleves puesto.

“¿Y qué hago si he perdido el alineador de InvisalignⓇ?”

Si has perdido uno o los dos alineadores de Invisalign será necesario pedir otro de sustitución. 

En este caso, el tiempo juega un papel fundamental, pues no debe interrumpirse el tratamiento y es importante sustituirlo lo antes posible. 

Como en el caso de rotura del alineador, tu dentista determinará si lo recomendable es solicitar uno igual o si es mejor pasar al siguiente. 

En cualquiera de las dos situaciones, es importante que sepas que pedir un alineador nuevo puede ocasionar costes extras a tu tratamiento. 

De ahí la insistencia en que lo trates con cuidado. 

alineador invisalign perdido

Urgencias después de la ortodoncia

En los apartados anteriores hemos visto las posibles urgencias de ortodoncia que pueden surgirte durante el tratamiento,  pero… ¿qué pasa cuando ya no llevas brackets o InvisalignⓇ y tienes una urgencia con tu retenedor dental fijo?

Cuando terminas el tratamiento de ortodoncia, tu dentista puede recomendarte un retenedor dental fijo que mantenga la posición de los dientes y así conservar los resultados de la ortodoncia a largo plazo. 

Se trata de un alambre fijado en la cara interna de los dientes que, a veces, puede despegarse o romperse y generar preocupación.

Si este es tu caso, te contamos qué hacer si tu retenedor fijo se despega de los dientes. 

Retenedor dental fijo despegado

Si tu retenedor dental fijo se ha despegado, te recomendamos acudir a tu dentista a la mayor brevedad posible. 

El alambre suelto, ya sea porque se ha partido o porque se ha despegado, puede ocasionarte llagas por el roce en la lengua y las encías.  

Otra consecuencia de tener tu retenedor dental fijo despegado es que los resultados de la ortodoncia pueden verse comprometidos y que, con el tiempo, tus dientes vuelvan a moverse.  

Por este motivo, nuestra recomendación es que acudas a tu dentista para repararlo. 

dentista de urgencias sevilla

Urgencias de ortodoncia en Sevilla

¿Necesitas un especialista de urgencias de ortodoncia en Sevilla?

Nuestro equipo de dentistas atenderá tu caso con la profesionalidad y la cercanía que necesitas cuando tienes una urgencia dental. 

LLámanos al 954 211 226 o pide cita a través de nuestra página web y te atenderemos a la mayor brevedad.  

Llama Ahora 954 211 226